title the old operating theatre
 
 

INFORMACION DEL

MUSEO DEL ANTIGUO QUIROFANO Y HERBOLARIO

 
 

 

El Museo del Antiguo Quirófano ocupa uno de los edificios históricos más interesantes de Londres. Se halla en el ático de la iglesia de Santo Tomás, en el barrio de Southwark, donde originalmente se encontraba el hospital dedicado a este santo.
Cuenta con :

  • El quirófano más antiguo del país (1822), que estaba en uso antes del descubrimiento de la anestesia.
  • El herbolario usado por el boticario del hospital para secar y almacenar las hierbas destinadas a la preparación de medicinas.
  • Una fascinante exposición que nos revela el horror de la medicina y de la cirugía anteriores a los grandes avances de las ciencias médicas, y que incluye instrumentos para sangrías, trepanaciones y partos.
  • Una exposición sobre la medicina practicada en los monasterios medievales; la historia de los hospitales Santo Tomás, Guy's y el Hospital Infantil Evelina; Florence Nightingale y las enfermeras; medicina y herbolistería.

Historia del Hospital Santo Tomás

La primera mención del Hospital Santo Tomás data del año 1215. Dedicado a Santo Tomás Becket, estaba formado por monjes agustinos que ofrecían posada y tratamiento médico a los enfermos pobres. En el siglo XV, Richard Whittington, alcalde de Londres, abrió una sala para madres solteras. El monasterio se disolvió en la epoca de la Reforma, pero se volvió a abrir en 1551, siendo rededicado a Santo Tomás Apostol, ya que Santo Tomás Becket había sido descanonizado.


Sala de operaciones.

A finales del siglo XVII, el hospital y la iglesia fueron reconstruídos bajo los auspicios de Sir Robert Clayton, que contrató a Thomas Cartwright para dichas obras (Cartwright fue maestro cantero de St. Mary-le-Bow).

La construcción del quirófano

En 1822, parte del herbolario fue convertido en quirófano, porque hasta entonces el quirófano y la sala de recuperación estaban en la misma dependencia, en una sala anexa. El herbolario cumplía las funciones de almacén y quirófano, y también se usaba como sala de recuperación.

Florence Nightingale y el hospital

En 1859, Florence Nightingale encabezó la organización de la escuela de enfermeras. Bajo su asesoramiento, el hospital decidió trasladarse a un nuevo lugar cuando la compañía de ferrocarriles de Charing Cross se ofreció a comprar los terrenos del hospital. En 1862 empezó el traslado a su nuevo destino, en el barrio de Lambeth, y el antiguo quirófano quedó cerrado y olvidado hasta que fue descubierto en 1957.

¿Quiénes eran los pacientes?

Por lo general, era gente pobre, de los que se esperaba que pudieran contribuir de alguna forma a cubrir los gastos ocasionados durante su estancia en el hospital. A los pacientes ricos se les trataba y operaba en casa. Todos los pacientes del Antiguo Quirófano eran mujeres. Las personas que visiten el museo quedarán aliviadas al saber que las pacientes no tenían que subir la escalera de caracol por la que ustedes han llegado aquí. Pasaban del quirófano a la sala del hospital por lo que hoy es la salida de incendios.

Operaciones en el quirófano

Los cirujanos no empezaron a usar la anestesia hasta 1847 y seguían técnicas muy elementales para operar lo mas rápidamente posible (los cirujanos podían amputar en un minuto o incluso menos). Los pacientes eran adormecidos antes de la operación con alcohol u opio. Más tarde se comenzó a usar éter y cloroformo. El Antiguo Quirófano se cerró antes de que se inventaran las técnicas antisépticas. En la mayoría de los casos, las operaciones consistían en amputaciones o casos leves, ya que sin condiciones antisépticas era demasiado arriesgado practicar operaciones internas. John Flint South, uno de los cirujanos del hospital, describe así a los estudiantes que llenaban el quirófano durante las operaciones:

"Las dos primeras filas estaban ocupadas por asistentes de cirujanos. Detrás estaban los alumnos, que se empujaban los unos a los otros para poder observar mejor, eran muy bulliciosos y tenían que hacer fuerza para mantenerse en el sitio. No era nada raro que tuvieran que sacar a alguno de ellos completamente exhausto. Al mismo tiempo, siempre había voces atrás pidiendo a los que estaban junto a la mesa de operaciones que bajaran la cabeza, ya que les dificultaban la vision."

Los pacientes soportaban estas condiciones ya que estaban siendo atendidos por los mejores cirujanos del país. De otra forma no se lo hubieran podido permitir. Los pacientes más ricos eran operados en casa, frecuentemente en la mesa de la cocina.

El riesgo de morir en manos de un cirujano aumentaba enormemente debido a la falta de conocimiento de las causas de la infección. La limpieza en aquellos tiempos era simplemente una virtud moral. No siempre los cirujanos se lavaban las manos antes y después de operar. Las batas que solían usar estaban completamente tiesas y apestaban a sangre y pus. Bajo la mesa de operaciones había cajas con virutas de madera para recoger la sangre de los pacientes. El índice de mortalidad aumentaba con el trauma de la operación misma, y como éstas constituían el último recurso, el paciente solía encontrarse ya sin fuerzas.


La exposición del museo

Los objetos expuestos en el museo datan principalmente del siglo XIX y consisten sobre todo en instrumentos de cirugía para amputaciones, trepanaciones, sangrías y partos. Si los juntamos a la falta de anestesia, podemos imaginarnos fácilmente la pésima calidad de vida que existía antes de los últimos adelantos en el campo de la cirugía y de la medicina. Aunque los intrumentos usados en trepanaciones y sangrías pertenecen al pasado, los de las amputaciones eran bastante parecidos a los que se usan hoy en día. Muchos de ellos eran fabricados en la misma calle donde estaba el hospital. Estos artesanos se trasladaron al mismo tiempo que el hospital.

Abierto todos los días, incluso fines de semana, de 10.30 a 17.00 (cerrado del 15 de diciembre al 5 de enero, cada año)

Transporte: 2 minutos a pie desde la estación de London Bridge (Metro y Trenes)

Precios: Adultos £3.75, Reducciones £2.75, Niños £2.25, Familia £9.00

Existe también un servicio de grupos para mas de 10 personas (necesario reservar). Llamar para pedir información sobre actividades y acontecimientos.


Museo del Antiguo Quirófano
9A, St. Thomas Street
Southwark
Londres SE1 9RY
Tel.: 0044 (0) 20 7188 2679 or 020 8 806 4325
Fax: 0044 (0) 20 7378 8383

Curator@thegarret.org.uk
www.thegarret.org.uk